modelos de negocio freemium

Ni gratuito ni de pago: ventajas del modelo freemium

No todo tiene que ser blanco o negro. Hay muchas opciones. El caso de los modelos de negocios digitales no es una excepción: el freemium ha llegado para quedarse. ¿Lo conoces? Spotify, LinkedIn, Youtube y la industria del videojuego ya apuestan fuerte por este modelo. Te contamos por qué.

¿Quieres escuchar una canción? Sin problema, entra en Spotify y escúchala gratis. Ah, espera… ¡no quieres interrupciones entre canciones! Entonces tienes que suscribirte. 

Actualizas tu CV en LinkedIn y revisas algunas ofertas de trabajo. ¿Has tenido que pagar algo? Ni un céntimo. Ahora bien, ¿quieres tener la ventaja añadida de destacar tu perfil o saber qué empresas ven tu perfil? ¡Suscríbete!

Un último ejemplo: te has descargado la app de Among Us y no puedes parar de jugar. ¡Y todo gratis! Ahora que ya eres ‘pro’ quieres darle un toque único a tu personaje con complementos extras. Es el momento de hacer un pequeño upgrade de pago.

Esto es freemium. Así de sencillo. Un modelo de negocio híbrido que combina un servicio básico gratuito (free) con complementos de pago que añaden valor al servicio (premium). Un modelo que utilizan algunos de los productos digitales y plataformas más potentes del mercado: LinkedIn, Spotify, Facebook, Dropbox, YouTube… y muchas otras.

Un modelo que ha conquistado el gaming

Los modelos de negocio freemium han ido apareciendo tímidamente y progresivamente en distintos servicios y plataformas digitales. Sin embargo, la apuesta en el territorio del streaming y el gaming da buena cuenta de las posibilidades de este negocio: según un estudio de Juniper Research, los micropagos integrados en videojuegos facturarán 40.000 millones de euros en 2022. 

Para entender la cifra, vamos a ponerla en contexto: se estima que la industria musical facturará, aproximadamente, unos 18.000 millones de euros en 2020. Es decir, los micropagos en videojuegos suponen más del doble de facturación que toda la industria musical. ¿Sorprendente?

Esto es tan solo un ejemplo de las potencialidades de un negocio que, bien implantado, puede ampliar de forma considerable el rendimiento de muchos productos y servicios digitales

Ventajas del freemium

Algunas de las ventajas más significativas del freemium están relacionadas con su capacidad para generar una conexión con los consumidores y crear una relación a largo plazo. ¿Cómo? 

  • Valor añadido. El freemium puede entenderse como una evolución del clásico ‘pruébalo sin compromisos’. Si el servicio básico convence al cliente es mucho más probable que busque mejorar el servicio a través del upgrade. El secreto, en este caso, es trabajar mucho la calidad del producto.
  • Aumento de clientes potenciales. Del punto anterior se deduce la capacidad del freemium para llegar a consumidores que no elegirían el producto en caso de ser completamente de pago. En este sentido, hay que tener muy en cuenta la competencia: hay muchos servicios similares y una apuesta demasiado exclusiva puede ser un gran error.
  • Optimizar el crecimiento. Una propuesta freemium permite no solo aumentar la base de clientes potenciales y generar relaciones a largo plazo, sino que ofrece una posibilidad decisiva para generar leads y conocer detalles de tus clientes potenciales. Además, la versión básica del producto puede amplificarse mucho más rápido que a través de un modelo exclusivo de pago.

Una de las mayores dificultades a la hora de desarrollar productos digitales freemium es acertar a la hora de elegir qué servicios son gratuitos y cuál es la propuesta de valor añadido que requiere de un pago adicional. De otro modo, si un consumidor considera que lo que se ofrece como upgrade debería ser un servicio gratuito, el modelo puede ser un fracaso. 

Un ejemplo de las dificultades de este modelo en determinados entornos es, por ejemplo, su creciente implantación en la prensa digital: grandes cabeceras han comenzado –¿quizás demasiado tarde?– a apostar por el freemium en sus contenidos periodísticos. ¿El problema? Ahora se ofrece como upgrade lo que antes se entregaba de forma gratuita.

En cualquier caso, lo que está claro es que el freemium es un modelo de negocio que ha llegado para quedarse. Su capacidad para potenciar servicios digitales es muy interesante. ¿El éxito? Cuándo y cómo implantarlo.

Carreras relacionadas

Ni gratuito ni de pago: ventajas del modelo freemium

Digital Product Manager

Coordina el equipo que pone en marcha un producto digital. Asigna roles, supervisa procesos y aplica metodologías para ser más productivos.

Experto enNi gratuito ni de pago: ventajas del modelo freemium

Experto en Ecommerce

Aprende a crear y gestionar un negocio de comercio electrónico. Descubre cómo poner en marcha la tienda online y desarrollar una estrategia de marketing.